El que fuera prefecto de Doctrina de la Fe, el cardenal Gerhard Müller, ha decidido definitivamente echarse al monte de los opositores al Papa Francisco, y ha publicado un “manifiesto de la fe” en que le recuerda a los católicos de las reglas básicas de la religión y denuncia “una creciente confusión” en la Iglesia Católica.

Aunque en ningún momento menciona al Papa Francisco, el documento, de cuatro páginas, refleja la crítica de los sectores conservadores hacia el papado de Francisco por su énfasis en misericordia y en ayudar a los pobres, en vez de inculcar los principios morales católicos como lo habían hecho los dos papas anteriores.

“La negativa de un líder católico de enseñar las verdades de la religión es la mayor decepción”, escribió el cardenal, quien tildó esa actitud como “el fraude del Anticristo”.

En el documento, publicado por medios de prensa ultraconservadores, Müller reitera la creencia católica de que un católico debe estar libre de pecado antes de recibir comunión.

Menciona a las personas divorciadas y casadas en segundas nupcias, clara referencia a la propuesta de Francisco de permitir que esos católicos reciban comunión según cada caso individual, tras un proceso de acompañamiento y reflexión con sus pastores.

Fuente: Periodistadigital.com

]]>

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here