N/R recordemos este hecho por lo que se intentó ignorar la protección y el milagro de la Virgen De Las Mercedes patrona y gobernadora de San Juan fr Pasto Saeta

GALERAS ATACA A VULCANÓLOGOS Un grupo de científicos que había declarado al Galeras como el volcán de la década en América, fue sorprendido ayer en el mismo cráter por una erupción que mató a seis de ellos y dejó heridos a otros seis. Cuatro más fueron declarados desaparecidos. Esta erupción es una confirmación del gran estado de actividad (del volcán) repetido en varias ocasiones por el personal técnico del observatorio , dice un comunicado del Instituto de Investigaciones en Geociencias Minera y Química (Ingeominas)-Observatorio Vulcanológico de Pasto. Por: EDISON PARRA 15 de enero 1993 El comunicado revivió una polémica con las autoridades de Nariño por la manera como se debía informar sobre la evolucion de la actividad sísmica del volcán. Según Ingeominas, la erupción tuvo una dimensión mayor que la registrada el 16 de julio y fue acompañada de una columna de ceniza que pudo ser apreciada a 27 kilómetros. Un sacudón seguido de una lluvia de piedras de hasta cincuenta centímetros de diámetro sorprendió a quince científicos nacionales y extranjeros, que apoyados por estudiantes locales habían bajado a la boca del volcán para recoger algunas muestras. La Dirección Nacional para la Prevención y Atención de Desastres dijo anoche en un comunicado que tres de las víctimas no habían sido identificadas, pero que la mayoría de ellas eran participantes del Taller Internacional sobre el Complejo Volcánico Galeras, que se realiza en Pasto. Tres de los muertos fueron identificados como José Arley Zapata, geólogo vulcanólogo de la seccional de Manizales del Instituto Geológico Minero (Ingeominas); Fernando Cuenca, geofísico de Ingeominas en Bogotá y Carlos Trujillo, del centro de Estudios María Goretti (Cesmag) de Pasto. No se sabía con exactitud el número de personas que subieron a primera hora del jueves a la cima del volcán y se quedaron allí, en desarrollo de trabajos de exploración en el marco del taller internacional sobre el complejo volcánico. El taller comenzó el lunes pasado. Se habían inscrito 101 científicos nacionales y extranjeros pero finalmente solo llegaron 71. Sin embargo, no todos ellos estaban en el volcán a la 1:43 de la tarde, hora de la erupción. Los participantes en el taller se dividieron en seis grupos y al que le correspondió recoger las muestras del cráter estaba integrado por 15 de ellos. A las 8:00 de la mañana un grupo de 76 científicos, geólogos, ingenieros y periodistas subieron a la cresta del Galeras. Allí se conformaron seis grupos de trabajo por lo que la mayoría de las gentes regresaron hacia las 11 de la mañana a la ciudad. Solo un poco más de veinte personas se quedaron para tomar muestras del cráter principal. En el grupo había varios estudiantes del Cesmag), socorristas y miembros de otras entidades. La Dirección para Prevención y Atención de Desastres identificó a los heridos como Andy Mac Farlane, 36 años, y Mike Conway, 40 años, de Florida International University (Estados Unidos); Stanely Williams, 40 años, de Arizona State University (Estados Unidos); Fabio García, de Ingeominas Bogotá, y Luis Lamarie, de la Escuela Politénica del Ecuador. Dijo que igualmente sufrió heridas Alvaro Moreno, persona que no forma parte del equipo de científicos . Según se informó en Pasto, este ciudadano se encontraba de paseo en la cumbre del volcán cuando se registró la erupcíon. Lamarie, de 42 años, sufrió quemaduras en las piernas; Moreno al parecer fue alcanzado por un piroclasto que le cercenó la mano izquierda. Fue intervenido quirúrgicamente en el Hospital Departamental de Pasto. Al parecer en el cráter del volcán se encontraban varios heridos, que hasta el cierre de esta edición no habían sido rescatados ni identificados. Ingeominas, a través del Observatorio Vulcanológico de Pasto, está haciendo seguimiento a la actividad del volcán y las entidades de socorro continuarán su labor de rescate y apoyo en las primeras horas del día de mañana (hoy) , dijo el comunicado de la oficina de Prevención de Desastres. La erupción no afectó a ninguna de las seis poblaciones que rodean la zona del volcán: Pasto, Nariño, Consacá, La Florida, Sandoná y Yacuanquer. Al comienzo hubo alarma y algunas escenas de pánico, pero al correr de la tarde la calma retornó. Todos los hospitales, centros de salud y organismos de socorro de Nariño, Cauca y Valle fueron puestos en estado de alerta. Sin embargo, hasta anoche solo habían llegado al hospital departamental de Pasto unos pocos heridos, porque la evacuación resultaba bastante difícil, no obstante que la Fuerza Aérea colombiana (FAC) dispuso de varios helicópteros. Había mucha neblina y el acceso a la cima se dificultaba porque la carretera, además de estrecha, fue virtualmente tapada el 16 de julio pasado, cuando se produjo la última erupción de piedras y ceniza en el Galeras. Primero vino un sacudón y luego una violenta lluvia de piedras y cenizas que golpeó con fuerza a quienes estaban en su camino , dijo Lamarie. Yo corrí y me me escondí detrás de una piedra saliente y por eso me salvé , manifestó el vulcanólogo ecuatoriano. Sin embargo, la lluvia de piedras me alcanzó en las piernas y me fracturó . Todo fue confusión en el grupo de vulcanólogos y sus acompañantes, entre ellos varios periodistas. La mayoría de ellos se encontraban en el cráter, a más de doscientos metros de la boca del mismo. Según Lamarie, hubo varios heridos, principalmente en la cabeza, por acción de las piedras. La labor de rescate fue coordinada por el comandante de la Policía departamental, coronel Alfonso Pretel Burgos. Anoche se solicitaban equipos de iluminación, sogas y otros elementos de primeros auxilios. La Policía evacuó a varios de los heridos hacia una estación de Inravisión, cerca del lugar. Hasta bien entrada la tarde, continuaban los tremores que siguieron a la explosión, pero solo eran percibidos en la cima de más de 4.200 metros de altura. El volcán estaba en actividad desde hace varios años, por lo cual la gente se preguntaba ayer si visita de los cientificos no había tenido algunos visos de irresponsabilidad o por lo menos de ligereza. Quiénes estaban Entre los cientificos que se encontraban en el cráter principal cuando se registró la erupción, figuran: Yuji Sano, geológo japonés; Igor Menyainlon, geológo ruso; José I. Moreno, ingeniero bogotano; Henry William Morrow, de Toronto (Canadá); John Stix, de Monterreal (Canadá); Nancy Riggs, ingeniero de los Estados Unidos, y Marta Calvache, directora del Observatorio Vulcanológico de Pasto y coordinadora del pánel que congregó a los expertos en vulcanología llegados a Pasto desde distintos lugares del mundo. Un vecino ruidoso La última tragedia ocasionada por el volcán Galeras fue en 1947: un fuerte temblor sacudió a Pasto, derrumbó casas e iglesias. Anteriormente, el 31 de enero de 1906, un movimiento dejó a la ciudad semidestruida. Las primeras informaciones que se tienen sobre la actividad del volcán son de 1580, cuando estalló y Pasto se cubrió de cenizas. En la historia reciente, el Galeras volvió a cobrar protagonismo el 25 de febrero de 1989, cuando se reactivó la falla en Romerales. A partir de allí se presentan densas fumarolas y erupciones. El primero de marzo comenzó la alerta por las permanentes lluvias de cenizas. El 5 de abril se pasó a la alerta amarilla como consecuencia del aumento de la actividad sísmica. El 9 de mayo fue declarada la alerta naranja, y una semana más tarde fueron evacuadas 2.000 personas ante la gruesa capa de ceniza que emitía. Después de un período de calma, el 11 de marzo de 1990 hubo reactivación. Pero fue en noviembre cuando el volcán presentó elevadas temperaturas y fuertes olores a azufre. El 4 de diciembre se declaró nuevamente la alerta amarilla en los municipios más cercanos al volcán. El volcán entró en período de receso hasta el 8 de octubre de 1991 cuando se presentó una intensa reactivación y se ordenó evacuar las zonas aledañas. A mediados de noviembre fue declarada la alerta naranja. Durante los primeros meses del año pasado no se registraron cambios significativos. Sin embargo, el 16 de julio hizo erupción nuevamente y expulsó cenizas y piedras. La erupción puede repetirse Lo más importante es que el volcán mantiene su excitación, lo que significa que el evento puede repetirse en las próximas horas , dijo Omar Darío Cardona, director de la Oficina Nacional para la Prevención y Atención de Desastres (Onade). Hizo un llamado a los habitantes de los 5 kilómetros a la redonda del Galeras, para que se mantengan alerta a las recomendaciones de la autoridades. Onade expidió el siguiente comunicado: La Dirección Nacional para la Prevención y Atención de Desastres del Ministerio de Gobierno informa a la opinión pública lo siguiente: A la 1:43 p.m. del día de hoy (ayer) se presentó una erupción en el volcán Galeras en el departamento de Nariño que puede ser calificada desde el punto de vista vulcanológico como una erupción menor, pero de gravedad para las personas ubicadas en las cercanías del cráter. En el momento de la erupción volcánica un grupo de científicos y expertos que asistían al Taller internacional sobre el complejo volcánico Galeras se encontraban efectuando observaciones en cercanías del volcán. Inmediatamente se conoció el evento, las diferentes entidades del Comité Regional para la Prevención y Atención de Desastres se desplazaron al sitio para desarrollar las acciones de rescate y atención de la emergencia con el apoyo de un helicóptero; actividad que aún continúa. Es importante hacer conocer a los habitantes ubicados en los cinco kilómetros alrededor del cráter del volcán Galeras que de acuerdo al seguimiento que está haciendo el observatorio vulcanológico de Pasto del Ingeominas, el volcán continúa en actividad sin poderse precisar su comportamiento para las próximas horas y no se descarta la posibilidad de producirse un nuevo evento. Por este motivo se recomienda a dicha población, de la zona de amenaza alta e intermedia del volcán Galeras, estar alerta a las recomendaciones de las autoridades que tienen la responsabilidad del manejo de la emergencia. Fuente: El Tiempo]]>

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here