Los responsables consideran que “el comportamiento de China, cuando es incompatible con el orden internacional existente, presenta desafíos políticos, económicos, militares y tecnológicos”. Antony Blinken, secretario de Estado de EE.UU., sostuvo que “si China usa la fuerza para imponer su voluntad, nosotros responderemos de forma consecuente”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here