<iframe width=”940″ height=”529″ src=”https://www.youtube.com/embed/OOof3hsrgjE” frameborder=”0″ allow=”accelerometer; autoplay; clipboard-write; encrypted-media; gyroscope; picture-in-picture” allowfullscreen></iframe>

 

Varias personas han muerto y otras quince han resultado heridas, siete de gravedad, en una serie de atentados con armas de fuego cometidos hoy en seis puntos del centro de Viena, según han confirmado los servicios sanitarios de la capital y la Policía.

“No podemos aún establecer una cifra, estamos aún tratando de tener una visión general”, ha explicado a la agencia APA Daniel Mercher, de los servicios de urgencias.

La Policía ha confirmado oficialmente que hay una víctima mortal y varios heridos graves, entre ellos un agente, y que uno de los atacantes fue abatido por disparos de los policías. atacantes. La policía sigue buscando a otros terroristas “fuertemente armados”.

El Gobierno austríaco calificó los ataques de “aparentes atentados terroristas”.

El ministro del Interior, Karl Nehammer, aseguró que varias personas con armas largas habían participado en el ataque y pidió a la población que se mantenga en sus casas dado que se ha desplegado un gran dispositivo policial para localizar a los atacantes.

Uno de los tiroteos se produjo en la calle donde está una de las sinagogas más importantes de Viena, pero que estaba cerrada en el momento del ataque y donde en 1981 se produjo un atentado que dejó dos muertos.

Pero sobre las 20h00 varios supuestos terroristas empezaron a disparar contra la gente sentada en las terrazas y los interiores de bares y restaurantes en pleno centro de la ciudad.

“Un centenar de disparos”

Testigos de los hechos, como el rabino Schlomo Hofmeister, señaló en declaraciones a Efe que escuchó “un centenar de disparos” en los primeros instantes del ataque.

“Al menos un atacante disparó contra la gente que estaba sentada delante de los bares y restaurantes. La gente salió en pánico corriendo hacia el interior pero el atacante les siguió y disparó también en el interior”, relató Hofmeister.

Vídeos que circulan en las redes sociales, grabados por vecinos desde sus casas, muestran cómo un atacante dispara contra un transeúnte, justo en frente de la entrada principal de la sinagoga.

El presidente de la comunidad judía de Viena, Oskar Deutsch, señaló a la televisión pública ORF que la sinagoga estaba cerrada en el momento del ataque, al igual que las oficinas de la comunidad y el colindante restaurante kosher, por lo que excluyó un ataque exclusivo contra sus correligionarios.

En otro vídeo, grabado desde el interior de un restaurante en la Plaza de Suecia (Schwedenplatz), se ve como un agente de la policía de Viena cae abatido por disparos de un fusil semiautomático.

Cientos o miles de personas se refugiaron en los interiores de los locales y restaurantes cercanos a la sinagoga y también en la catedral de Viena ante los disparos de los atacantes.

Jasmin, una vienesa de 17 años de edad, explicó a Efe desde el interior de un restaurante del centro de Viena que en torno a las 20.00 horas vio cómo la gente empezó a salir corriendo de la zona.

“Y de repente aparecieron muchos policías fuertemente armados, que instaron a la gente a meterse dentro de los restaurantes”, relató la joven, que cerca de la medianoche seguía en el interior del estaurante situado a pocos metro del inicio del ataque armado.

La capital austríaca, con cerca de 2 millones de habitantes, es uno de los tres centros de Naciones Unidas y sede de otros organismos internacionales, como la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) o la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE).

Desde hace varios años, la ciudad lidera las listas internacionales de calidad de vida, entre otros, también por la seguridad ciudadana y la ausencia de ataques terroristas.

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, ha señalado esta noche sobre los atentados de Austria, en los que se han registrado al menos un muerto y quince heridos, que “el odio no doblegará nuestras sociedades” y que “Europa permanecerá firme ante el terrorismo”.

El presidente francés, Emmanuel Macron, cuyo país ha sido en el último mes blanco de varios ataques terroristas ha manifestado también su solidaridad y determinación.

“Después de Francia, atacan a un país amigo. Es nuestra Europa. Nuestros enemigos deben saber a quién se enfrentan. No cederemos en nada.”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here